¿Qué tipo de pavimento elegir para exteriores?

La elección del tipo de suelo para una zona exterior de nuestra casa es una decisión que va más allá de lo estético y que se circunscribe dentro del terreno de lo técnico. Un suelo bonito cualquiera puede verlo, pero no es lo único necesario a tener en cuenta, ni de lejos.

Pavimento exterior

En lo que al suelo de exteriores respecta, entran muchos factores a tener en cuenta, pues hablamos de un tipo de suelo que debe ser resistente tanto a las lluvias, como al sol y a las altas y las bajas temperaturas. Ni que decir tiene que además deberemos de tener en cuenta en qué tipo de clima vivimos.

Por supuesto que los aspectos técnicos son fundamentales, pero también querremos encontrar un suelo que sea estéticamente bonito, y es que a quién no le gusta pasar los mejores momentos del buen tiempo en su terraza o jardín.

Pues bien, vamos a repasar algunos de los tipos de suelo que pueden cumplir con estos requisitos si nos adentramos en la búsqueda de uno.

Pavimento exterior cerámico

Se trata de una de las opciones más utilizadas en exteriores por diversos motivos. Fundamentalmente ofrece un fácil mantenimiento y limpieza, a la vez que la cerámica es realmente resistente a los cambios de temperatura.

En este campo podemos elegir diversos tipos de suelo cerámico:

– Barro cocido: le dará un aire rústico a nuestra terraza por su aspecto más artesanal. Ofrece gran resistencia, pero es necesario un tratamiento y cuidado especial debido a la facilidad con la que se adhieren las manchas.

– Gres porcelánico: Destaca por su durabilidad, resistencia al rayado y cambios de temperaturas extremas. También es muy versátil y en el mercado se pueden encontrar de muchas variedades y colores, podemos encontrar los que imitan otros materiales, como piedra, mármol o incluso madera. De instalación fácil.

– Gres normal: Es más barato y sencillo de instalar. El inconveniente: es más fino que el porcelánico y presenta menos resistencia.
La madera

La madera como opción para colocar en la terraza es una solución muy estética, una alternativa que tiene tanto ventajas como inconvenientes. Se trata de un material muy resistente, pero es bastante más delicado que otros materiales y necesita de un mantenimiento más continuo. Podemos optar entre madera sintética o natural. El mayor inconveniente es la dificultad de instalación, que requerirá de contratar a un especialista.

No obstante, entre las ventajas que tiene para optar por ella es sin duda la belleza del material. Además de contar con gran variedad de maderas para elegir: maderas tropicales, teka, bambú, ipe, ya que son más resistentes a las lluvias y a los cambios de temperatura. Además, otra ventaja es lo práctico que es este material.
La piedra natural

Se trata de un material visualmente muy agradable, de fácil mantenimiento y gran durabilidad. Precisamente al ser un material natural cada piedra es exclusiva y única.

Entre las variedades más comunes para elegir en nuestros exteriores tenemos:

Pavimento exterior de Lajas

– Lajas: Resistentes a cualquier clima. Resultan muy recomendables en los lugares más fríos al no verse muy afectadas por las heleadas o la nieve.

Pavimento exterior de granito

– Granito: El gran inconveniente es su elevado precio, pero se trata de una de las piedras más estéticas. Es aconsejable en climas cálidos y con mucha incidencia de la luz del sol, ya que presenta gran resistencia al calor. Además es un material muy versátil, podemos encontrarlo en diferentes colores, tamaños y formas.

Pavimento exterior de pizzara

-Pizarra: Es el material usado por excelencia en los tejados. Se trata de un material muy impermeable por lo que le hace ser también buen aislante térmico. Por esta misma razón la pizarra puede ser también una gran opción para el pavimento. De color gris, podemos elegir dentro de la escala de grises hasta tonos casi negros.
El hormigón

Pavimento exterior de hormigón

Los pavimentos de hormigón pulido dan un toque moderno a cualquier terraza. Como son impermeables se han puesto muy de moda su uso en exteriores junto a piscinas. Una de las grandes ventajas es que el hormigón pulido es fácil de instalar. Además es un material resistente a todo tipo de grasas y detergentes, por lo que es fácil de limpiar y su mantenimiento resulta muy económico.

Hormigón impreso, hormigón pulido y hormigón desactivado

Conformado con cemento, agregados y agua, el hormigón se ha convertido en el material más empleado en la construcción, gracias a su resistencia y bajo precio. El hormigón con Galistar es tan fuerte, que está en la capacidad de resistir gran variedad de condiciones ambientales.

El hormigón puede variar de propiedades de acuerdo al modo en el que los componentes del mismo son agregados. Materiales agregados como gravilla, grava, o arena, al igual que la cantidad exacta de cemento, influyen en el resultado final.

Y es que, con el avance de la tecnológico, los tipos de hormigón producidos van aumentado en número. Sin embargo, todavía tres tipos de éste siguen encabezando la lista de los más empleados actualmente. Los cuales son el hormigón impreso, el hormigón pulido y el hormigón desactivado.

El hormigón impreso

Definición

El hormigón impreso o pavimento impreso, es un tipo de suelo de hormigón el cual puede ser estampado, o texturizado, en cualquier color para su uso en paisajes urbanos, calles, paseo, urbanizaciones, entre otros.

La gran variedad de colores, diseños y texturas que se le pueden agregar, convierten al sencillo y gris hormigón, en suelos decorativos de gran belleza estética. De esta forma, se obtiene la resistencia y durabilidad ya conocida del hormigón tradicional, pero con una apariencia mucho más llamativa para los amantes del diseño.

Características especiales

  • Es antideslizante, por lo que se emplea con mucha recurrencia en la zona de la piscina. También es impermeable.
  • Cada suelo hecho con hormigón impreso es único debido a sus múltiples opciones de colores y formas.
  • Su tiempo de ejecución es corto, por lo que es una gran opción para las renovaciones rápidas.
  • Sus estampados pueden imitar con gran facilidad a baldosas, piedras, y adoquines.

Modo ejecución

Para la ejecución del hormigón impreso, primero se coloca una malla de acero en el suelo y luego se aplica y extiende el hormigón fresco sobre la superficie sobre la que se trabajará. Posteriormente se agrega el color deseado en polvo, y se moldea según los diseños seleccionados. Información sobre hormigón impreso Madrid en https://www.galistar.es/blog/hormigon-impreso-madrid/

Después de aproximadamente unas 72 horas, se procede a aplicar una resina con un rodillo o pulverizadora para el acabado final.

El hormigón pulido

Definición

El hormigón pulido se trata de un tipo de suelo de hormigón, ya sea con color o sin él, al que, en lugar de hacerle un proceso de endurecido, se le pule. Es empleado en viviendas particulares, pero sobre todo en espacios públicos, institucionales o locales comerciales por su resistencia a la abrasión.

Es muy usado en zonas de gran extensión como aeropuertos, museos o galpones y fábricas. Cuenta con la gran ventaja de que admite repulidos, por lo que su apariencia puede ser mejorada a pesar de su constante uso con gran facilidad.

Características especiales

  • Cuenta con una gran variedad de colores para su aplicación, por lo que es una opción muy versátil según el espacio en el que será empleado.
  • Es de bajo mantenimiento, lo cual permite que su uso sea apto para zonas que requieran esta característica.
  • Su acabado es liso, y no requiere de contrapiso.
  • Es de rápida ejecución. El tiempo de aplicación dependerá de la extensión de la superficie a aplicar.

Modo ejecución

Para la ejecución del hormigón pulido se elimina la parte superior de pasta de cemento del suelo, para así dejar expuesto al hormigón más fuerte. El suelo es impregnado y endurecido con silicatos para el pulido y abrillantado.

Luego se procede a pulir al hormigón irregular y a eliminar el recubrimiento manchado y viejo con herramientas diamantadas.

El hormigón desactivado

Definición

El hormigón desactivado con https://www.galistar.es/arido-visto/ se trata de un tipo de suelo de hormigón con aspecto de árido visto. El cual es obtenido cuando se desactiva la capa superficial del hormigón por medio de la aplicación de una selección de áridos y microfibras de polipropileno.

Este tipo de hormigón posee diversidad de tanto colores como acabados, y es un suelo que se caracteriza por ser muy económico y funcional.

Características especiales

  • Posee una resistencia mayor a la del cemento normal, por lo que no se degrada con los rayos del sol.
  • El tiempo de ejecución es sumamente rápido. Lo que le convierte en una opción para trabajos con poco tiempo de realización.
  • Su composición es similar a la del hormigón tradicional.
  • Evita el crecimiento de las malas hierbas, razón por la cual es empleado en exteriores con gran recurrencia.

Modo ejecución

Para la ejecución del hormigón desactivado, el hormigón se vierte de modo uniforme. Luego se pulveriza el desactivante por toda la superficie.

Después se debe lavar esta superficie con agua a presión, con un intervalo de 10 a 24 horas. Y para finalizar, se procede a aplicar la resina.

Hormigón impreso y Hormigón pulido- los pavimentos decorativos

El hormigón impreso es una técnica empleada en la construcción para pavimentar. Durante la ejecución se utiliza la misma mezcla de hormigón convencional, aquella en la que se emplea una combinación de aglomerantes, áridos y agua.

Razones para elegir un piso de hormigón impreso:

Un hormigón impreso combina alta tecnología con innovación en la decoración al aire libre.

– Ofrece una alta resistencia al tráfico. Conserva el mismo aspecto durante muchos años.

– Resistencia a las inclemencias del tiempo. Soporta el congelamiento o el deshielo.

– Su costo de mantenimiento es mínimo, lo que lo hace muy económico. Con tan sólo lavar su superficie, queda como nuevo.

– Puedes utilizarlo tanto en interiores como exteriores.

Usos del hormigón impreso:

Puedes disfrutar de las propiedades resistentes del hormigón y combinarla con la estética de un hormigón impreso bien hecho. ¿Dónde lo puedes usar?

Su uso es infinito, puedes usarlo en: Parques de atracciones, mercados, centros comerciales, zonas residenciales, terrazas, estacionamientos, gasolinera, caminos de acceso, aceras, bordes de piscinas, etcétera.

Ventajas del hormigón impreso

¡Sí! Aún puedo mencionar muchas otras ventajas:

– Variedad en los diseños y colores, lo que te permitirá crear un hermoso contraste con el entorno. Lo mejor es que usted puede elegir y combinar sus diseños.

-El hormigón impreso es más económico, gracias a su bajo coste de ejecución. En comparación con otros materiales, el hormigón es superior.

– Alta resistencia, la cual mejora con el tiempo.

– Podemos pavimentar grandes superficies en poco tiempo.

Hormigón pulido

Los trabajos en hormigón pulido y fratasado son impecables, cuando se ejecutan correctamente.

Para conseguir ese efecto lustroso en su superficie, se utilizan discos abrasivos de diferentes tamaños y nuestros profesionales van suavizando con nuestras máquinas pulidoras la superficie, con el fin de obtener la brillantez y textura deseada. Luego se aplica un endurecedor penetrante para proteger la superficie, y facilitar su mantenimiento.

Este tipo de pavimento es ideal para utilizarlo en áreas comerciales, en el interior de tu casa o en tu patio. La terminación que se obtiene es increíble, incluso puedes dejar a la vista muestras de rocas de diferentes colores para revelar su belleza.

Su aspecto refinado lo hacen ideal para utilizarlo en diversos espacios como museos, edificios públicos, cines, complejos deportivos, zonas industriales, tiendas departamentales, etcétera.

Posee excelentes cualidades mecánicas:

• No quedan marcas en su superficie

• Se reduce el nivel de ruido

• Tiene una gran resistencia al desgaste, lo que garantiza una larga vida.

Los pisos de hormigón pulido tienen la capacidad de reflejar la luz, lo que ayuda a reducir el consumo de energía, al mismo tiempo que ofrece calidad en la iluminación. Eso lo hace el preferido en las naves industriales, centros comerciales, ferreterías y aeropuertos.

También su brillo transmite sensación de limpieza, calidad y estética.

Otra ventaja que tiene es que los pisos de hormigón pulido son económicos, duraderos y resistentes.

Su superficie es muy fácil de limpiar, por lo que es recomendado en áreas propensas a acumular polvo y suciedad, ya que permite reducir los costos de mantenimiento al no generar polvo.

¿Estás interesado? Trabajaremos con usted personalmente para que pueda tener su piso de hormigón como usted lo ha soñado. Muchas informaciones en eldia.es

¿Donde instalar pavimientos continuos?

pavimentos-continuos

Los pavimentos continuos se están convirtiendo en una de las opciones favoritas por parte de todo tipo de clientes. Si anteriormente el uso de este tipo de pavimentos se limitaba a los negocios, ahora parece ir ganando terreno el uso particular. Comentamos todo tipo de usos de pavimentos continuos en los siguientes apartados.

Pavimentos de resina epoxi

Hoy te invitamos a conocer un poco mejor los pavimentos hechos a base de resina Epoxi, un material muy versátil que lo convierten en uno de los más utilizados tanto en bricolaje como para aplicaciones industriales. Hace algún tiempo empezó a utilizarse para crear pavimentos para edificación. Una resina Epoxi es un polímero termoestable que se endurece a temperatura ambiente. Precisamente al pasar de estado líquido a sólido es cuando ofrece una altísima capacidad para transformarse y convertirse finalmente en una envoltura muy dura y resistente. Pero además, tiene también muchas posibilidades decorativas que lo convierten en la solución ideal para ambientes cuidados, proyectos de interiorismo y espacios de diseño.

Los pavimentos de resina Epoxi son ideales para interiores que exigen tanto dureza como un aspecto cuidado. Otorgan un aspecto vanguardista y de modernidad, muy valorado en proyectos de interiorismo y diseño.

La resina Epoxi se adhiere fuertemente sobre una larga lista de materiales. Además es poco inflamable, por lo que es bastante seguro. Este producto es tan maleable que suele utilizarse también en suelos irregulares, con huecos  o perforaciones transformándolos en una superficie regular. La ventaja es que, como se aplica en estado casi líquido, se adapta como un guante a cualquier suelo consiguiendo un resultado llano y plano.

Los utilizan mucho en restaurantes o sitios donde sirvan o tratan alimentos ya que no tiene juntas y favorece mucho la higiene y la limpieza. Además, los pavimentos con resina Epoxi son la solución perfecta para la industria alimentaria, ya que cumple las estrictas normativas que afectan a este tipo de establecimientos. Por ejemplo, son antideslizantes,y, si es multicapa, soporta bien un tráfico medio-alto.

Pero en el mercado también encontraremos pavimentos de resina Epoxi de alta resistencia, adecuado para empresas industriales que soportan maquinaria pesada y mucho tráfico.

Su valor estético es tan alto, que los pavimentos de resina Epoxi son muy utilizados en hoteles de lujo por varios motivos. Se instalan fácilmente y son muy funcionales. Por ello también podremos encontrarlos en empresas farmacéuticas, colegios, centros de salud, centros de emergencias y espacios bien diversos.

Dicho esto, hay que destacar que antes de decantarnos por un tipo u otro de resina Epoxi para nuestro suelo hay que tener en cuenta el tráfico a soportar, el lugar donde va a instalarse y, como siempre, el presupuesto de que disponemos.

Morteros autonivelantes para todo tipo de suelos

El mortero autonivelante es una argamasa muy fluida que suele utilizarse como base para la instalación posterior de diferentes suelos, como moquetas, vinilos, parqué, etc. Lo componen elementos como arena, cemento, agua y se le añaden distintos aditivos que le otorgan fluidez para poder conseguir superficies más lisas y niveladas. Para hacer la argamasa hay que utilizar agua pura y limpia y la mezcla debe ser fluida y homogénea. Además hay que respetar las proporciones para obtener la textura exacta que necesitamos.

El mortero autonivelante se utiliza en proyectos de construcción donde son imprescindibles los anclajes para la maquinaria. También está  muy demandado para reparar e igualar superficies dañadas. Empezó a usarse en la década de los 70.

Su aplicación exige un trabajo al detalle si queremos que sea del todo satisfactoria. En primer lugar, el espacio debe estar limpio de grasa, polvo o piezas que limiten su adherencia. Antes de nada, tenemos que concretar el grosor de la capa que queremos conseguir y que no debe ser inferior a 4 centímetros si lo que buscamos en conseguir una superficie plana y regular. Para ello, estableceremos el nivel o altura de la capa para todo el espacio a cubrir y eso nos servirá de referencia a la hora de verter el mortero y esparcirlo por todo el área. Normalmente, el mortero viene en una hormigonera, desde donde se va depositando en la suelo.

Después de extenderlo, hay que removerlo bien para conseguir que se vayan igualando los niveles. Hay que tener en cuenta que este mortero no se nivela solo, sino que hay que ayudarlo manualmente. Y, a continuación, hay que dejarlo secar durante dos o tres días. El tiempo variará en función de factores como la temperatura, el sol directo o la humedad. Una vez que ya está seco, estará preparado para cualquier uso por su gran resistencia.

Por último, instalaremos sobre él el pavimento elegido, ya sea en forma de madera, moqueta, baldosas o cualquier otro.

Entre las virtudes que presenta el mortero autonivelante es que resulta muy rentable, ya que tiene un bajo coste. También destaca por su calidad, puesto que este producto no permite la creación de bolsas de aire que luego rompan el pavimento. Pero, sobre todo, nos permite obtener superficies planas y rasas. A este hay que añadirle que es un producto que se aplica de una manera rápida y fácil y se seca bastante pronto.

Diferencias entre mortero autonivelante y autonivelante de planta

Son muchos los que confunden o no tienen clara la diferencia entre un mortero autonivelante y un autonivelante de planta. Aunque ambos conceptos sean muy parecidos en su nomenclatura, no se pueden utilizar indistintamente ya que cada uno de elabora de una manera y se utiliza de distinto modo. Nuestro objetivo es aclarar esas dudas en este post, explicando con detalle en qué consiste cada una de estas modalidades.

Un buen punto de partida puede ser el concepto “Autonivelante”, que significa para describir la capacidad o prestaciones que presentan estos productos para alcanzar un nivel determinado que nos resulte suficiente. Aunque el mortero autonivelante y el autonivelante de planta comparte el concepto, son dos productos diferentes.

Por una parte, el autonivelante de planta es un hormigón elaborado en una fábrica y que nos llega a la obra a granel en un camión hormigonera y ya mezclado con agua. El producto, una vez depositado en superficie, solo tiene que extenderse. Ahora bien, la logística debe ser adecuada porque dependeremos de ella para no sufrir retrasos en el proyecto. Es decir, el suministro debe ser regular y planificado, la mezcla correcta, etc. Los autonivelantes de plantas son morteros convencionales, carentes de fluidez. Se suelen utilizar proyectos de edificación y luego deben ser cubiertos con revestimiento. Este producto necesita un tiempo de secado que suele calcularse por metro cuadrado y suele aplicarse en capas de un grosor superior a 5 centímetros.

Eso por una parte. Pero hablemos ahora del mortero autonivelante. Se trata de un producto industrial que viene previamente combinado en polvo. Suele llegar a la construcción en sacos de 25 kilos y es allí donde hay que amalgamarlo con agua hasta que consigamos la textura deseada o necesaria. El mortero autonivelante es más avanzado químicamente y tiene más prestaciones relacionadas con su función: son más resistentes a la abrasión, cuaja en menos tiempo, se puede pavimentar en dos días. Las capas a aplicar debes oscilar entre los 5 y los 10 centímetros y suele usarse para pavimentos industriales, estacionamientos de vehículos, o pavimentos decorativos. Su manejo es más laborioso ya que hay que hace la mezcla in situ.

Una vez explicadas las diferencias de la manera más clara posible, os las resumimos en pocas frases. Por un lado, el autonivelante de planta es un hormigón que se transforma en autonivelante gracias a la incorporación de un elemento fluido. Sus características son las habituales en un mortero tradicional ya que presenta secado lento y espesores elevados. Por otro, un mortero autonivelante es un producto concebido ya para esta función por lo que presenta mejores prestaciones en este sentido.

Tipos de pavimentos decorativos

A la hora de buscar o elegir un nuevo pavimento decorativo no hay que fijarse únicamente en su aspecto estético, sino que también hay que tener en cuanta cuestiones como las características de los materiales, su resistencia y durabilidad, su fácil limpieza y mantenimiento y, por descontado, su precio.

Hasta hace poco tiempo, el cliente debía primar uno de los aspectos y sacrificar el resto. Pero hoy en día el mercado nos ofrece amplias posibilidades de elección teniendo en cuenta todos estos requisitos.

Pero, de entre todo el catálogo disponible, hay algunos mucho más populares y solicitados. Os ofrecemos aquí un análisis del Top Four de los pavimentos decorativos para poneros fácil la elección:

Si has estáis buscando información en internet sobre pavimentos decorativos ya os resultará familiar este nombre: la Resina Epoxi. Como su propio nombre indica, es un producto hecho a base de resina con la que se recubre el pavimento. Suele utilizarse en centros comerciales,grandes superficies y aparcamientos ya que ofrece un acabado continuo y es altamente manipulable lo que facilita su instalación. Nos ofrecen, además, una buena textura. Es fácil de limpiar, muy resistente y poco agresivo.

Vayamos ahora con otro clásico: el Betón Ciré, el más solicitado a día de hoy en el sector de los pavimentos decorativos. Es un microcemento capaz de revestir no sólo suelos, sino también paredes y muros. Esto amplía enormemente las posibilidades estéticas en el ámbito del diseño y la decoración. Pero, aquí no acaban sus ventajas: su resistencia es tan elevada, que sirve tanto para interiores como para zonas exteriores o descubiertas. Los acabados, con diferentes opciones, ya nos permitirán además incorporarle más adherencia, brillo o dureza. Al gusto del consumidor.

Nuestra tercera opción se llama Flagship y es, sobre todo, un suelo industrial. Presenta un valor añadido y es sus posibilidades decorativas, ya que nos ofrece infinidad de diseños vistosos e interesantes. Resiste perfectamente pesos importantes, rodamientos y un tránsito constante de personas, por lo que suele instalarse en hoteles, restaurantes, comercios, y lugares parecidos.

Y, por último, destacamos el Cuarzo Color, muy habitual en la industria farmacéutica, alimentaria o en centros sanitarios. Presenta opciones decorativas muy bellas y agradables. Tampoco requiere de juntas o separaciones y soporta con dureza los impactos físicos o los vertidos químicos. Su mantenimiento es fácil, así como su limpieza.

Después de este repaso, seguro que tenéis los criterios de elección más claros en cuanto a pavimentos decorativos. Esperamos haberos servido de ayuda.

Pavimentos para la industria químico-farmacéutica

La realidad es que, prácticamente, hay tantos suelos industriales como sectores productivos. El motivo es que cada tipo de industria requiere materiales y revestimientos diferentes para garantizar las necesidades y seguridad de los trabajadores, así como la integridad de los productos que se elaboran y sus materias primas.

En el caso de la industria químico-farmacéutica, lo primero que deben hacer los pavimentos es cumplir con la normativa pertinente, lo cual será comprobado y acreditado Sanidad para poder homologarlo. Para ellos, deben cumplir los siguientes requisitos:

  1. Deben ser salubres, evitando la creación o la absorción de residuos ligeros que haya en el aire y que puedan contaminar la producción. En el caso de los laboratorios farmacéuticos ésta es una norma de cumplimiento obligatorio y especialmente importante para preservar los medicamentos.
  2. Es imprescindible que las superficies de las empresas del sector ofrezcan una limpieza fácil y eficaz, así como un mantenimiento sencillo. El motivo es que muchas veces trabajan con muestras orgánicas o con materias primas que se contaminan fácilmente.
  3. También deben de ser extremadamente resistentes, como la mayoría de los suelos industriales. Tengamos en cuenta que los profesionales de este sector suelen trabajar con material químico, a veces corrosivo y, en ocasiones, peligroso. La posibilidad de pequeños o medianos vertidos existe, por ello este pavimento debe resistir estas situaciones sin alterarse ni provocar males mayores. También deben ser firmes para hacer frente a la maquinaria móvil y los golpes.
  4. Por descontado, estos suelos industriales deben favorecer la impermeabilidad. Además de incrementar la seguridad laboral, hará que dure más tiempo en buenas condiciones. Y, ante posibles vertidos accidentales, es recomendable que no deje filtrar los líquidos.

Por todo ello, el sector químico farmacéutico suele optar por suelos duros, instalados a base de capas distintas y que garanticen un buen resultado. Por otro lado, los acabados deben ofrecer superficies antideslizantes para reducir al máximo la posibilidad de accidentes. Unas características que deben cumplirse tanto en la superficie como en los zócalos y rodapiés.

En cuanto al diseño, la estética no queda en absoluto excluida de los pavimentos industriales. De hecho se puede conjugar la resistencia y la seguridad con pavimentos bien acabados que se integren perfectamente en instalaciones modernas y conceptuales. La tecnología de los pavimentos, cada día más puntera y avanzada, hace posible la unión de todos estos conceptos y satisfacer, así las necesidades y preferencias del sector.